Estorbo durante la victoria

2 Reyes 10.1-36

Idolatría que estorba la verdadera victoria.

El Rey Jehú hizo muchas cosas buenas y, guiado por Dios, obtuvo grandes victorias que permitieron arrancar la idolatría que existía en Israel.  Los que adoraban a Baal fueron destruidos (28).

Se podría pensar que Jehú ahora sería únicamente un adorador de Jehová. Sin embargo él decidió conservar ídolos (29) y no se volvió verdaderamente a Dios; esto impidió que Jehú realmente agradara a Dios.

El Señor tiene para nosotros grandes promesas y victorias. Lamentablemente muchas veces decidimos, como Jehú, conservar pecados que impiden que sus promesas sean una gloriosa realidad en nuestras vidas.

Podríamos decir que los “ídolos ocultos” que aún adoramos, estorban la realización de los propósitos que el Señor tiene para sus hijos.  Lee lo que dice Lucas 11.23.

No nos engañemos pensando que podemos vivir en pecado y también agradar a Dios. Mucho tenemos que ver nosotros, lo que somos y lo que hacemos, en el hecho de que sus promesas sean una hermosa realidad en nuestro diario vivir.  El Señor nos exhorta a vivir en santidad (2 Co. 7.1).

Aplica
¿Hay algún tipo de idolatría en tu vida?¿Hay algo o alguien más importante para ti que Jehová tu Dios? ¿Es Él la prioridad en tu vida antes que tus propios deseos? ¿Algo estorba sus bendiciones para ti?

Ora
Señor, hazme libre de toda idolatría en mi vida, aún de aquellas que no percibo.