¿Y qué de los parientes?

Éxodo 18.1-12

“Jetro vino… Moisés salió a recibirlo” (5).

Aunque tenemos la libertad de poder elegir a nuestro cónyuge, no podemos elegir a nuestros parientes, y no siempre es fácil saber cómo relacionarnos sabiamente con ellos. Para el cristiano esto puede ser realmente difícil. Moisés gozaba de gran ventaja al tener un buen suegro. Parece que Jetro era uno de aquellos gentiles de quienes habló Pedro en Hechos 10.35, que en cualquier nación reverencian a Dios y hacen lo bueno.

¿Qué cosas podemos aprender del ejemplo de Moisés con respecto al trato con nuestros parientes?

1. Permite que ellos te ayuden (2.5). Moisés había enviado a su esposa, Séfora, y a sus dos hijos a la casa de su suegro, probablemente para no exponerlos al peligro durante el período difícil de la salida de Egipto. Jetro los había recibido y protegido, y ahora los trajo a Moisés en el momento oportuno (5), cuando el pueblo de Israel había llegado al monte Sinaí, que marcaba el término de la primera parte de su peregrinaje.

Observemos la actitud de Jetro hacia Moisés (9): él se identificó con su yerno, y participó de su alegría por las bondades que Dios le había mostrado.

2. Muéstrales respeto y cariño (7). Aunque Moisés ocupaba una posición alta y de mucha responsabilidad y tenía la obediencia y el respeto de toda una nación, no era vanidoso. El respetaba a su suegro, y tuvo a bien informarle de todo lo ocurrido.

3. Cuéntales lo que significa el Señor para ti (8). Moisés dio testimonio a Jetro de la actuación y del poder del Señor en momentos difíciles, y presentó a su pariente ante otros miembros del pueblo de Dios (12).

Aplica
¿Qué te dicen los nombres de los hijos de Moisés con respecto a la experiencia de éste con Dios (3,4)? ¿Mantienes tú un contacto amistoso con tus parientes, aun cuando no comparten tu fe? ¿Cuáles han sido tus experiencias más recientes con el Señor? ¿Has podido compartirlas con tus parientes?

Ora
Padre, te doy gracias por haberme puesto en una familia. Dame sabiduría para vivir mi fe entre mis parientes.